Menú Ciudad Ocio
Por Sadot Sánchez
  • Comentarios

Varias

Ya está aquí la nueva película de Disney Pixar Buscando a Dory, que es una especie de secuela/Spin-Off de Buscando a Nemo, en la que la protagonista (como el nombre lo indica) es Dory.

Pero, ¿por qué Dory? ¿Por qué no repiten a Nemo y Marlin como protagonistas? Es sencillo, Dory fue la más popular de la anterior entrega y en cuestiones de Marketing es mucho mejor sacar una película dedicada a Dory, que a cualquier otro personaje. Esperemos que esta vez no ocurra un fiasco, como se ha dado en diversas ocasiones.

Y es que desde hace ya mucho tiempo éste es un fenómeno que se ha repetido incesantemente en ls películas infantiles, y -a pesar de que en las películas de la saga a la que pertenecen- son personajes que se roban la atención del público y que son ovacionados, cuando se les da el peso específico de un papel protagónico, las cosas (salvo alguna excepciones), no salen del todo bien.

Algunos ejemplos son:

Timón y Pumba:

Esta pareja se convirtió rápidamente en una de las favoritas de la historia del cine animado con su aparición en El Rey León, que aún hoy -a 22 años de su estreno- aún recordamos la filosofía del Hakuna Matata.
Sin embargo, cuando debido a ese éxito se les dio una serie animada y una película llevando los roles protagónicos, las cosas no fueron lo mismo; sin embargo ha sido uno de los casos más exitosos, con una serie de 86 episodios divididos en 3 temporadas entre 1995 y 1999, además de que en 2004 se hizo la película para televisión: El rey Leon 3: Hakuna Matata, que es una revisita a la primera película, esta vez presentada desde la perspectiva de estos 2 graciosos personajes. A esta película no le fue muy bien ni en ámbitos de espectadores ni en las críticas, que la catalogaron como “Regular”.

Los Minions:

Los minions son un caso especial, debido a que la película que protagonizaron -después de haber sido personajes secundarios en Mi villano favorito-, fue un éxito en taquilla; todo el mundo la vio. Sin embargo, la opinión general es que la película era muy mala, además de que los Minions “ya no eran tan graciosos como antes”, y esto dio como resultado que la venta de mercancía promocional de la película fuera más baja de lo esperado.

El Gato con botas:

Shrek ha sido una larga franquicia, sin embargo -desde el principio- Shrek ha sido el protagonista, Fiona el interés amoroso y Burro ha sido sin duda el personaje que lleva la parte cómica y que por ende se convirtió en el favorito de público. Así que el paso lógico era darle un papel protagónico a Burro… pero no sucedió así, quien se llevó un protagónico fue el gato con botas. Aparece en la segunda película de la saga de Shrek como un personaje secundario, inclusive siendo compañero en la comedia de Burro. Su aspecto tierno y su carácter un poco más relajado, pero sin dejar de ser cómico, le dieron preferencia ante el público y por eso en 2011 tuvo su propia película, que si bien el público resultó satisfecho, la crítica fue muy dura. A pesar de ello, se rumora que en 2018 tendrá una secuela.

Mate:

Mate es el tonto del pueblo de Radiador Springs, en el que se desarrolla la película de Cars. Y aunque esta película no ha sido del todo del agrado del público, fue suficiente para que Mate tuviera su propia serie animada, en la cual contaba una aventura imaginaria por capítulo, siempre trayéndole problemas a Mc Queen. Una serie que -aunque cada capítulo duraba menos de 5 min- se hacia repetitiva y aburrida.  Obviamente con problemas de guión. Además de esto, Mate tuvo una gran participación en Cars 2, teniendo una historia propia al estilo James bond, y prácticamente el film se enfocó más en dicha fábula que en la del Rayo McQueen, pero aún así terminó siendo la película más odiada de Pixar hasta el momento.

Los pingüinos de Madagascar:

Skipper y sus amigos tuvieron una corta participación en la película de Madagascar, pero eso fue suficiente para que en las películas posteriores se les diera mayor participación e incluso que tuvieran una serie propia y una cinta. Para ser sincero, la serie era muy buena, tenia momentos muy divertidos, los personajes eran entrañables, además de que me parece un gran acierto haber metido a Julien al elenco, . Y además los personajes nuevos eran agradables, las historias eran digeribles y en ocasiones hasta un poco complejas, lo que las hacía disfrutables. La película fue otra cosa totalmente distinta, fue sólo un gran episodio de la serie —y no de los buenos— Además, llegó en una época donde la serie ya estaba entrando en su recta final y la fanbase ya no estaba muy presente, así que fue un fiasco total.

Julien también tuvo su serie propia al ser uno de los personajes más queridos de la dedicada a los pingüinos de Madascar. Sin embargo, aunque es una buena entrega, al ser exclusiva de Netflix, los fans son muy limitados.

Tinkerbell:

Para terminar uno de los casos más exitosos y a la vez uno de los más callados del medio: Tinkerbell —Mejor conocida como el hada Campanita en América Latina — fue un personaje que tuvo su origen el la película de Peter Pan. (En el cine, su creación fue en la obra de teatro Peter Pan o el niño que no quería crecer , escrita por JM Barrie en 1904), en la cual se encargaba de ayudar a Peter en sus aventuras.  Secretamente enamorada del niño y furibunda de celos contra Wendy. Sin embargo, ahora se ha convertido no sólo en un personaje que puede fácilmente cargar con un rol protagónico, demostrado en una cantidad de 7 películas y una serie animada, sino también en uno de los símbolos y pilares más importantes de Disney, ya que ha participado en varios shows y y su imagen es nada más y nada menos que la que aparece ahora en la animación inicial de las películas producidas por Disney. Tinkerbell es uno de los personajes que mayor cantidad de mercancía vende en el mundo.

Esta tendencia no parece que se vaya a detener, sin embargo esperemos que a futuros proyectos les pongan más atención y desarrollo y no sean hechos sólo con el afán de vender.

 

Comentarios


Ciudad Ocio | Footer